El pasado sábado 22 de septiembre, RUBAU BOLIVIA celebró junto con la población de Santa Cruz y el Gobierno Boliviano, la entrega de la carretera Puente Taperas – La Palizada. El Vicepresidente de Estado, Álvaro García Linera, inauguró este importante tramo carretero ejecutado por RUBAU BOLIVIA. Ha sido, sin duda, uno de los proyectos más especiales de GRUPO RUBAU, tanto por la localización de las obras, que han hecho necesaria la construcción de un campamento de obra, como por el impacto que ha supuesto en la modernización del país.

La carretera tiene una longitud de 40,95 kilómetros que unen las regiones productivas de los municipios de Aiquile (Cochabamba) y Saipina (Santa Cruz). El ancho de plataforma es de 9 metros y el ancho de calzada de 7 metros con dos vías de 3,5 metros (ida y vuelta). Se han construido, además, tres puentes: Saipina (90 metros), Quebrada Grande (30 metros) y Pulquina (30 metros), que permitirán el flujo continuo de recursos naturales, económicos y humanos, asegurando el paso sobre ríos caudalosos, en temporadas lluviosas. El tramo forma parte de uno de los brazos de la `Y´ de la Integración que comprende la ruta Puente Arce-Aiquile-La Palizada, que al ser parte de la Red Vial Fundamental es considerada de prioridad nacional por integrar los departamentos de Santa Cruz, Cochabamba y Chuquisaca.

Donde hay carreteras, hay desarrollo. Y, como no podía ser de otro modo, el pueblo boliviano se ha echado a la calle para celebrarlo. Para compartir su alegría os invitamos a visitar el siguiente vídeo.